Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2014

Más RESPETO, por favor.

Imagen
El que ser Doula no sea una profesión ni reconocida ni homologada no quiere decir que quienes lo somos no merezcamos respeto, hacia lo que hacemos y hacia nuestra persona en sí. Porque en este papel de Doulas estamos justo al lado de la madre que nos ha escogido libre y conscientemente para que la acompañemos en SU proceso de maternidad, sea cual sea.
Recientemente he tenido varias entrevistas con madres y padres que buscaban una Doula… Y al preguntarme sobre el acompañamiento hospitalario en el momento del parto, me vino a la mente este hecho pasado. Vuelvo a este blog-confesionario para relatar algo que sucedió hace algún tiempo. Reconozco que me dolió en cuanto al desprecio hacia la voluntad de unos padres, hacia mi figura de Doula y  por el menoscabo que sufrí como persona acompañante con una parte física y terrenal innegable.
Hago un inciso para comentar que, aunque pueda parecer extraño, bastantes más hombres de lo que se cree NO quieren estar presentes justo en el momento del nacim…

Adiós verano. See you later, family!

Imagen
Mi temperamento y mis características físicas me llevan a gozar más del verano que del invierno, a pesar de que en mi ciudad los veranos son muy húmedos y los inviernos no son demasiados fríos.

Aún así me siento mejor con el calorcito, con llevar poca ropa, con el sol y los baños de agua… y especialmente conviviendo con familia de otra forma mucho más intensa.


Tenemos la gran suerte de poder disfrutar de una vivienda familiar en un pueblecito cerca de la ciudad donde, a pesar de la poca distancia la mayor altura sobre el nivel del mar hace que la temperatura sea distinta, más seca, menos húmeda,  por lo que las noches son más frescas y se duerme mejor.  Allí hemos pasado los veranos varias generaciones de mi familia por parte de madre, ya que esta casa la construyeron mis abuelos en 1957.

Es la casa familiar que también acoge a mis hermanas cuando vienen de visita con los suyos, a mis primxs que viven en otra Comunidad y que también aparecen de vez en cuando para pasar algunos días con n…

Dura historia de juventud y desarraigo.

Imagen
Anoche fuimos al cine. Vimos una película de espionaje en la que aparece, en Hamburgo, un chaval huido desde Chechenia… No voy a contar más. Baste decir que cuando salimos de la sala, Marido y yo hicimos un comentario en el que coincidíamos…
Sucedió unos cuantos años atrás, la verdad es que había perdido la cuenta de cuántos exactamente, pero anoche se activaron en mi mente una serie de recuerdos que ahora intento plasmar aquí. Será cerrar otro capítulo…
A pesar de la suciedad que llevaba encima, se podían ver sus ojos azules y facciones de bondad en su rostro. Era muy joven, luego supimos que de la edad de mi hijo el mediano, veintidós años. Era el final del verano y él estaba en mi barrio, por las calles y por los jardines, mendigando. Siendo de la edad de mi hijo Manuel,  la primera vez que lo vi me dio un vuelco el corazón… y le di unas monedas. Lo veía prácticamente todos los días, ya por la mañana, ya por la tarde. A veces, entraba en el horno y le compraba algo; otras, le daba una …

La AMISTAD y el dolor de la separación.

Imagen
Que la Vida nos pone personas en el camino para que compartamos algún tramo, es algo que con el tiempo vas reconociendo. Hay algunas que tal como entran, salen, sin pena ni gloria. Pero otras dejan una huella que es difícil de borrar. Hoy me he levantado algo meláncolica pues han venido a mi recuerdo algunas personas con la que compartí mucho y que se marcharon dando un portazo, o mejor dicho, dando una patata. Y eso duele.
Me remonto a cuando mis hijos eran pequeños. En su colegio se creó una de las primeras Escuelas de Padres de Valencia y, marido y yo, nos apuntamos ilusionados. El grupo era bastante numeroso, pero como suele suceder, poco a poco hubo una selección natural y nos quedamos unas diez parejas. Lo coordinaba el psicólogo del centro, un hombre joven, encantador, con mucho carisma. Todavía recuerdo muchas de las cosas que él decía respecto a los hijos y la crianza llamada hoy respetuosa. Estamos hablando de hace más de 25 años.
Como suele ser habitual también, por afinidades,…

CABREO

Imagen
NO soy pesimista por naturaleza, pero en ocasiones me da el bajón, he de reconocerlo. Quizás porque tengo un puntito idealista y no quiero ver la maldad en las personas. Hoy he tenido unos momentos de sombras a pesar de ser afortunada por muchas cosas. Y es que me voy dando cuenta que, a poco que quite capas, no es oro todo lo que reluce.
Parece que ser solidaria es darlo todo por bueno, parece que cuando una habla y expresa sus sentimientos, sus sensaciones y éstas son opuestas a las de la mayoría, está entrando en un juicio ¡el tan temido! Pero desde que comencé este blog hace casi cuatro años, es un poco como mi confesionario. Escribo lo que me viene, sin saber quien me lee y sin esperar una absolución. Mi deseo AHORA es simplemente verter aquello que me ronda, expresar.   Y punto.
Esta mañana, volviendo de un douleo, en el tren, estaba mirando en facebook a través del teléfono y he leído algo que me ha removido. Cuando he llegado a casa, estaba mi hijo pequeño, Pau, con su novia, Ma…

Ejerciendo como MADRE. Y como padre.

Imagen
HOY hace dos años que falleció mi padre y cada vez más me acuerdo de lo que me decía, especialmente de aquellas frases hechas que utilizaba como sentencia y que a mí me daban tanta rabia.  Hoy me acuerdo de ti padre, de cuando me decías… “cuando tú vas, yo he ido y he vuelto”...
Mis padres, creyendo siempre que hacían lo mejor (como todos los padres) y a pesar del sacrificio que supuso en algún momento para ellos, me llevaron a un colegio de monjas del que salí con casi 18 años.  Me considero una mujer muy abierta, liberal, respetuosa, para nada mojigata en temas de sexualidad, tolerante con las opciones de vida que cada cual escoja. Soy una mujer con muchas inquietudes, con curiosidad por un montón de cosas, con ganas de vivir y de aprender… Hago deporte, acudo a Círculos de Mujeres, ayudo a mis hijos cuando lo necesitan, atiendo a mi madre mayor. Soy Doula… Digo todo esto para manifestar que, a pesar de haber tenido una educación patriarcal y represiva por un padre niño de la guerra,…

Una relación muy curiosa

Imagen
Nunca imaginé que un reptil y un pequeño mamífero, un roedor,  llegaran a ser amigos.
Este verano, entre otros habitantes en la casa familiar del pueblo, hemos tenido a mi Filomena (ya os he hablado de ella en otras ocasiones) una chelonoidis carbonaria, tortuga terrestre nativa de las sabanas y los bosques, y a Órnix, la cobaya de mi nieto Adrián.
Evidentemente sus costumbres son muy distintas… aunque no lo son tanto sus alimentos, a juzgar por el descubrimiento que hicimos.
Me llamaba la atención que Filomena terminara tan rápidamente  la comida que le dejábamos: pimiento, pepino, tomate… hasta que me di cuenta de que el buen olfato de Órnix le ponía en alerta enseguida que había alimento fresco en la tierra.
Finalmente, por lo que se puede ver, decidieron compartir la comida. Y se hicieron amigos.
Órnix ya está en casa con sus dueños y Filomena todavía está en la casa del pueblo, en la tierra y en sus escondrijos, hasta que haga un poco más de frío.

Y la verdad –puede que esté sugestiona…