Abuelas, pediatras y lactancia


Ayer me encontré con una amiga que hacía tiempo no veía. Iba acompañada por una amiga suya a la que yo conocí en una anterior ocasión. Mi amiga, como otras muchas abuelas, está cuidando de su nieta de ocho meses.  Y no puede haber nada más terrible ¡ja, ja! que unas abuelas hablando de sus nietos…

Comentaba que la bebita está preciosa –lógicamente- y que su madre (como gran hazaña) aún le daba teta y que por esa razón, la niña dormía muy mal, se despertaba muy a menudo reclamando a su madre  y que ésta, la mayoría de las noches la metía en su cama entre el padre y ella, para poder descansar e ir a trabajar al día siguiente. 
He de decir, en honor a la verdad, que esta abuela es muy respetuosa con las decisiones de su hija.
A la otra, que no tiene nietos, se le ocurrió comentar que, luego se acostumbran y no hay manera de sacarlos de la cama y que con ocho meses la leche no le alimenta y que la utiliza de chupete…ahí comenzó la cosa a desbarrar un poco…

Prometo que me hago el firme propósito de no discutir por nada, pero ante comentarios como éstos me resulta muy difícil –imposible- mantenerme callada. Y comencé, tranquilamente, diciéndoles que el 70% de la población de niños en el mundo, COLECHA. Y que con ocho meses, la leche de la madre es más nutritiva e importante que cualquier papilla de cereales que le pueda dar con leche de fórmula. Esta mujer (la amiga), que ciertamente es muy agradable, es química de profesión e intentó hablarme de los componentes de la leche materna para justificar su opinión de que ya no le alimentaba suficiente… a lo que, pacientemente, le respondí que la leche materna se va adaptando a las necesidades de los niños según su desarrollo y que si quería estudios recientes y fiables, se los podía mandar. Suavemente y despacito le comenté que yo estaba terminando mi formación como asesora de lactancia… El tema quedó ahí.

Mi amiga, volviendo a lo mal que duerme la niña ¡que es un bebé lactante, querida, tengámoslo presente! comentó que la pediatra de la niña –que por cierto es "muy pro lactancia materna"- le había dicho a su hija que fuera quitándole el pecho por la noche para que fuera más sencillo el destete. ¿Pero tu hija quiere destetarla ya? le pregunté, a lo que me respondió que no, que aún no se lo había planteado pero como la pediatra se lo había dicho… ¡Ojiplática me quedé! ¡Pues menos mal que es pro lactancia materna, qué le habría dicho si no lo fuera!

Intenté razonarle que la lactancia y el destete es cosa de dos: de la madre y del niño, y que la decisión les corresponde a ambos. Apunté datos “científicos” (que eso siempre queda muy bien y parece convencer más) diciéndoles que la OMS y UNICEF  recomiendan lactancia materna exclusiva (aquí siempre hago hincapié, pues parece que cuando se introduce la papilla a los cinco meses para ganar peso y aumentar percentiles, esto no se termina de entender bien…) al menos seis meses y luego, combinada con otros alimentos hasta los dos años. A partir de ahí, hasta que la madre y el niño decidan.

Terminamos la conversación amigablemente y le dije a mi amiga que le recordara a su hija que continuara entrando a leer en mi blog (sé que de vez en cuando se pasa por aquí), por la información que puede haber respecto a lactancia y por los enlaces que puede encontrar. Y que de todas formas, ante cualquier duda ella sabe a quien acudir…

Con la costumbre de mi cabeza de dar vueltas,  me quedé pensando en este comentario de la pediatra.  Conozco el Centro de Salud donde pasa consulta y sé que en él está una de las pediatras más informadas y de referencia en cuanto a lactancia materna se refiere de mi ciudad. Y me pregunto (...y puedo intuir el motivo) porqué no harán cursos y jornadas de actualización de manera que TODAS y TODOS los pediatras tengan la misma información fiable y actualizada 

Lo ideal sería que en la Universidad y durante la carrera de Medicina, especialmente en Pediatría, hubiera una asignatura específica, concreta, amplia y constantemente actualizada sobre lactancia materna. Pero siendo que no es así, ni creo que llegue a serlo, sí que deberían de hacer un reciclaje los que se han formado en esta materia, y una formación específica los que no lo están.

Vaya por delante mi respeto hacia los y las pediatras que se lo merecen, que son muchos. Pero no podemos negar que todavía quedan bastantes –demasiados- que no tienen puñetera idea sobre lactancia materna, y esos están haciendo daño, francamente.

Las asesoras de lactancia tienen –tenemos- en ocasiones, un duro camino, aunque afortunadamente y como cada vez somos más, lo vamos allanando. Pero la cuestión es innegable pues por mucha formación que tengamos, la bata blanca, en este tema,  sigue convenciendo más.

Comentarios

  1. Lo mismo de siempre Concha, gente que no sabe, hablando como si lo supiera todo, en ocasiones todos deberiamos saber hasta que punto estamos informados sobre un tema y escuchar si de verdad nos interesa el tema a una voz experta.

    Y la prevalencia de alguien que lleva una bata sobre gente que está mas formada e informada solo por el hecho de llevar esa bonita bata.

    Son cosas por las que se debe seguir luchando, aunque sea dificil...

    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Poco a poco vamos haciendo cosas... gracias por opinar.
      Besos.

      Eliminar
  2. A mi me parece que aunque resulte incómodo es necesario contrastar, siempre , la información que sabemos que es falsa. Puede que no nos hagan ni caso, pero al menos ven que no todo el mundo calla o asiente. En este caso además la conversación ha concluido felizmente y sin ataques. Bien por las tres.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creas que siempre es fácil llevar la conversación tranquila y relajadamente, pero como dijo no sé quien "y una aprende..."
      Gracias por tus palabras.
      Abrazos.

      Eliminar
  3. Qué bueno, Concha, me ha encantado el repaso y la reflexión, todo en uno...
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Ja, ja! Mar... voy aprendiendo, te lo aseguro.
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Mi bebé ha cumplido 6 meses podrías darme una guía de como introducir poco a poco las papillas?? Porque quiero ir despacio con este tema y no darle un tazón como me sugieren algunos familiares que ademas me dicen que mi leche ya no es tan nutritiva😒. Si pudieras publicar un plan de introduccion con ciertos parámetros te lo agradecería muchoooo. Gracias.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Dime tu OPINIÓN, por favor, me interesa y mucho porque saber que a alguien le atrae lo que escribo, me anima a seguir haciéndolo.

Si no usas ninguna cuenta, ELIGE la opción Nombre/URL, luego ESCRIBE tu nombre o nick y deja en blanco URL.
Dale a continuar, escribe tu comentario, pincha en PUBLICAR un comentario...

Gracias por hacerlo.

Lo más popular este mes

El papel del padre en la lactancia (y en lo demás…)

Compartir información en las redes sociales

¿Necesito una Doula?

Fibromialgia

Relato de parto: nacimiento de Eneko en semana 35

Cuando los bebés deseados no llegan...

“Yo soy la Doula y me iré, tú siempre serás la abuela”

Confesiones de una Doula después de leer PARIR.

Relato de parto vaginal con oxitocina sintética y sin epidural.