Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2014

Doulas: individualidad, grupos, asociaciones

Imagen
Me desenvuelvo bastante bien entre las redes sociales y cada vez voy conociendo a través de este medio a más compañeras Doulas. Cada una desde su entendimiento, decide hacerse ver bien a través de un blog, de una web, de facebook… y de esa forma nos vamos “conociendo”, enterando de cuántas y quienes somos.
Ser Doula no es una profesión reglada ni homologada, eso lo sabemos todas. Y ello da pie a que cada cual ofrezca en sus formaciones aquello que le resuena o aquello en lo que se mueve según sus creencias. Y sinceramente, esto está haciendo mucho daño al colectivo antes de que podamos conseguir un reconocimiento oficial. Porque hay una gran confusión, porque no se tienen las limitaciones claras, porque se están mezclando conceptos y actuaciones en cuanto a lo que es ESTAR acompañando a una mujer.
Dando una vuelta por ahí, por el mundo virtual, veo a Doulas que se ofrecen como terapeuta florares, como facilitadoras de Reiki, como renacedoras,  como reflexólogas, añadiendo a su curriculu…

El PARTO de Carol, nacimiento de Noah.

Imagen
Algunas de las mujeres a las que acompaño quieren dejar su testimonio para hacer constar que su decisión fue tomada libre y conscientemente. Y para que otras mujeres sepan que no están tan solas… Gracias, Carol, por el privilegio de haber estado –de estar- a tu lado y darme la oportunidad de seguir aprendiendo como mujer, como madre, como abuela… y como Doula. Este ha sido un perfecto trabajo en equipo. 

En mi segundo embarazo contacté con una Doula porque en mi primer parto no me había enterado de lo que me hubiera gustado enterarme, había sido medicalizado, intervenido.  Y en esta ocasión quería parir a mi hijo de forma consciente y sin medicación alguna. En el centro de salud que me correspondía no encontré una profesional que me gustara y tampoco sabía si podría atenderme emocionalmente cuando lo necesitara… y en el hospital, me tocaría una matrona totalmente desconocida y con la que tampoco sabría cómo me iba a relacionar. Quería una persona a mi lado con quien hablar siempre que me …

ABRAZAR a un drogadicto.

Imagen
Me gustaría pensar que todas las personas tenemos nuestro lado bueno, además del lado oscuro que evidentemente también está. Y estoy casi segura de que alguna vez en la vida se hacen buenas obras sin ser conscientes.
No creo que yo sea especial en cuanto a cosas que todos hacemos a lo largo de la vida. Pero sí voy viendo que,  en más de una ocasión, se nos brinda la oportunidad de hacer algo… distinto y que el tema –quizás- sea ir con los ojos  ¡y el corazón! abiertos y aprovechar el momento.
Escribí hace unos días sobre unas amigas que dejaron de serlo por una tontería. Esto que voy a contar me sucedió una noche, estando con ellas. Estaba claro que lo que yo hice no encajaba en sus esquemas, pero ya estaba acostumbrada a ser la rarita del grupo.
Era invierno, un fin de semana de tantos y habíamos salido a cenar a un restaurante céntrico. Luego, como solíamos hacer, nos dimos una vuelta por uno de los barrios más de moda para tomar unas copas, un barrio antiguo y característico por su so…

El agradecimiento de unos padres

Imagen
En bastantes ocasiones me han localizado como Doula de posparto, aunque no haya estado con la madre durante su embarazo ni durante su parto. Me he encontrado con situaciones muy variadas, desde falta de información respecto al cuidado del bebé, de lo que es el puerperio a nivel emocional,  hasta auténticos problemas con la lactancia (que he derivado al profesional competente, mucho más cualificado que yo) pero la mayoría de las llamadas se han solucionado escuchando y reforzando el sentir de los padres.
Este es el caso de Leticia, quien vive en un pueblecito cerca de Valencia y a cuyo hogar he acudido en dos ocasiones.
Comparto esta carta con su permiso con el único fin de que si te encuentras en alguna situación que te desborda, te encuentras sola o no sabes con quien comentar tus desvelos, sepas que siempre habrá quien te pueda escuchar sin juicios, con información y con mucho cariño...
¡Hola Concha!
Hace tiempo que quería escribirte la experiencia que tuvimos cuando te necesitamos, per…

¿Genética o Plan de Vida?

Imagen
Esta mañana dispongo de unas horas para estar en casa. Hacia medio día vuelvo a la clínica donde me espera Marido para permanecer junto a él hasta que llegue la tarde cuando le practicarán un cateterismo para desatascar una arteria coronaria. Unos días en el hospital dan para pensar mucho, las horas pasan muy lentas, la sensación de inutilidad me bloquea, sentir miedo y poner buena cara me agota. La mente se me desbarata y se va por derroteros incontrolables y las preguntas afloran porque, desde mi parte humana y racional, necesito respuestas ¿por qué a él?
Marido ES una persona muy sana, física y emocionalmente. Su infancia fue feliz,  su madre ha sido una matriarca amorosa, atenta y complaciente, su padre muy buen hombre.  Fue amamantado hasta los cuatro años, vivió en tribu, con sus hermanos, sus tíos, sus primos… Desde sus catorce años es montañero, no ha sido de salir de farra por las noches ni de ir de copas… sus hábitos son saludables, no ha fumado nunca, no es bebedor –excepto al…

El árbol de los amigos

Imagen
Existen personas en nuestras vidas que nos hacen felices por la simple casualidad de haberse cruzado en nuestro camino.
Algunas recorren el camino a nuestro lado, viendo muchas lunas pasar. Más otras apenas vemos entre un paso y otro.
A todas las llamamos amigas y hay muchas de ellas.
Tal vez cada hoja de un árbol caracteriza a uno de nuestros amigos. El primero que nace del brote es nuestra amiga mamá y nuestro amigo papá. Nos muestran lo que es la vida. Después vienen los amigos hermanos con quien dividimos nuestro espacio para que puedan florecer como nosotros. Pasamos a conocer a toda la familia de hojas a quienes respetamos y deseamos el bien.
Más el destino nos presenta a otros amigos los cuales no sabíamos que irían a cruzarse en nuestro camino. A muchos de ellos, los denominamos  amigos del alma, del corazón…  son sinceros, son verdaderos. Saben cuándo no estamos bien, saben lo que nos hace feliz. Y, a veces, uno de esos amigos del alma estalla en nuestro corazón y entonces es llamado…

Relación de SINCERIDAD y CONFIANZA.

Imagen
Le estaba comentando mi forma de trabajar a una futura mamá que me había contactado sobre el tema del acompañamiento. Le decía que suelo entablar una serie de visitas –en función de la necesidad de cada mujer- antes del parto para conocernos bien y establecer, de esta forma, una relación basada en la sinceridad y en la confianza.  Esta chica se quedó un poco extrañada pero rápidamente comprendió el por qué…
Muchas mujeres se lamentan de que cada vez que van a su centro de salud hay una profesional distinta, llegando a visitarlas tres o cuatro personas desconocidas a lo largo del embarazo. Después, en el hospital donde paren, también se encuentran con personal que no conocen y con el que han de compartir algunas horas, añadiendo además los cambios de turnos si el parto se desarrolla arreglo al tiempo que cada mujer necesita para completar naturalmente el proceso. Me comentan lo fría que es esta relación, que muchas veces no se atreven a decir cómo se sienten, a hablar, a expresarse por t…